20 de enero de 2020
  • Domingo, 19 de Enero
  • 5 de diciembre de 2019

    Cáritas destina 150.000 euros para ayudar a más de 2.100 personas desplazadas en Malí

    MADRID, 5 Dic. (EUROPA PRESS) -

    Cáritas Española, a través del Convenio de Emergencias suscrito con la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), destinará 150.000 euros para una intervención en la provincia de Ségou, en el centro de Malí, y en el distrito de Bamako.

    En concreto, el objetivo es proporcionar asistencia de emergencia en materia de seguridad alimentaria y productos no alimentarios esenciales a 438 familias desplazadas --más de 2.100 personas-- en los campos de Faladjé, Niamana y Tinkelé, en el distrito de Bamako, y en el de Diabalay, en la provincia de Ségou.

    Según datos de la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA), el número de desplazados en Malí se ha incrementado vertiginosamente, pasando de 47.706 personas desplazadas en diciembre 2018 a 199.385 en la actualidad, de las cuales el 95,4 por ciento se encuentran en las regiones afectadas por el conflicto, principalmente Gao (norte) y Mopti (centro).

    Una situación a la que se suma el aumento de la pobreza de las poblaciones de acogida y de la población de las regiones más estables como Kayes, Bamako y Sikasso, que concentran el grueso de la población de Malí, lo que hace que el número de personas en situación de necesidad sea de cerca de cuatro millones. En términos económicos, las necesidades no cubiertas para 2019 ascienden a 164 millones de dólares (más de 147,74 millones de euros).

    El país vive una crisis multidimensional en la que se entrelazan pobreza, conflicto intercomunitario, cambio climático y auge del extremismo religioso y la situación social y de seguridad en las regiones del norte (Tombuctú, Gao, Menaka y Kidal) y del centro (Mopti y Ségou) no cesa de degradarse.

    Además, Malí ha sido objeto de numerosos ataques por parte de grupos armados y por los grupos yihadistas Estado Islámico en el Gran Sáhara (ISGS) y Estado Islámico en África Occidental (ISWA), que han causado hasta la fecha más de 600 muertes de civiles y de miembros de las Fuerzas Armadas malienses.

    La cooperación española, en el marco del V Plan Director que abarca el periodo 2018 a 2021, ha incorporado a Malí como país prioritario dentro de la categoría de países de asociación menos avanzados. El país ha sido siempre considerado como prioritario desde el año 2006, y ha contado siempre con un plan estratégico propio.

    Además, en lo relativo a la Acción Humanitaria, Malí se integra dentro de la Estrategia Humanitaria del Sahel y del Lago Chad, en la que se hace especial mención como grupo vulnerable a las comunidades desplazadas víctimas de conflictos, así como a las poblaciones de acogida.

    España y las comunidades autónomas intervienen en materia de desarrollo y acción humanitaria a través de diferentes herramientas de cooperación, como subvenciones a proyectos de ONGD, subvenciones a instituciones multilaterales o subvenciones bilaterales al gobierno maliense.

    Para leer más