31 de marzo de 2020
8 de septiembre de 2008

El CGPJ pide a Aído que suprima los juzgados compatibles de violencia de género y que aumente los exclusivos

MADRID, 8 Sep. (EUROPA PRESS) -

La presidenta del Observatorio contra la Violencia Doméstica del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Montserrat Comas, solicitó hoy a la ministra de Igualdad, Bibiana Aído, que suprima los juzgados compatibles de violencia contra la mujer y que aumente los juzgados exclusivos, "que son los que funcionan".

Comas realizó esta solicitud a la titular de Igualdad en una reunión entre ambas para preparar la próxima Conferencia de Presidentes, que se celebrará este mes y que tratará de forma monográfica la violencia machista, según relató a Europa Press.

Así, la presidenta del observatorio trasladó a la ministra que "la respuesta judicial de los juzgados exclusivos es eficaz porque cuentan con los medios necesarios, mientras que en muchos de los compatibles hay muchas disfunciones por la sobrecarga de trabajo y por la falta de medios". "La eficacia de unos y otros juzgados es totalmente distinta", sentenció.

Para Comas, la solución a estas "disfunciones" pasa por la comarcalización de los juzgados exclusivos, es decir, que asuman los casos de violencia machista de otros partidos judiciales. En cualquier caso, aplaudió la creación de los juzgados especializados, hace ahora tres años, "porque la respuesta judicial ha sido más eficaz y ha desaparecido la sensación de impunidad en el agresor".

MEDIOS Y ESPECIALIZACIÓN

Además, Comas pidió a la ministra un "esfuerzo" presupuestario para que todos los órganos judiciales cuenten con equipos psicosociales y con unidades de evaluación forense integral (las encargadas de valorar cada caso de violencia), así como con brazaletes o pulseras electrónicas que aumenten la seguridad de las víctimas.

La presidenta del observatorio también destacó la importancia de crear una "especialización real de los jueces de violencia sobre la mujer dentro la judicatura"; y propuso que los jueces que vayan a llevar este tipo de casos reciban obligatoriamente tres meses de formación en esta materia.

Por otro lado, Comas denunció que la "mayoría" de los maltratadores condenados sin penas de cárcel "no están cumpliendo los cursos de rehabilitación social que establece la Ley contra la Violencia de Género".

"Hay muchos condenados que no están cumpliendo sus penas porque no hay ni plazas ni centros suficientes para hacer los cursos de reinserción social", criticó, al tiempo que reclamó a Instituciones Penitenciarias "una apuesta más decidida por la reinserción de los maltratadores".