4 de diciembre de 2020
24 de agosto de 2006

El CSIC cifra en más de 92.000 las hectáreas arrasadas durante la ola de incendios en Galicia

El CSIC cifra en más de 92.000 las hectáreas arrasadas durante la ola de incendios en Galicia

MADRID, 24 Ago. (EUROPA PRESS) -

Algo más de 92.000 hectáreas ardieron durante la pasada ola de incendios forestales en Galicia, según un informe realizado por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC). Se trata de una cifra superior a las 86.000 cifradas por la Xunta o las 92.000 de la Comisión Europea, pero muy lejos de las 175.000 hectáreas que registró el PP. El informe concluye que en cinco municipios gallegos ardió más del 40 por ciento del término municipal.

El estudio ha sido realizado por el Departamento de Geografía de la Universidad de Alcalá y abarca hasta el 13 de agosto, cuando la superficie arrasada alcanzaba las 92.000 hectáreas. Entre los municipios más afectados, destaca el impacto relativo de los incendios en Pontecesures (58,16% de la superficie municipal quemada) Soutomaior (44,50%) y Campo Lameiro (40,63%), en Pontevedra; así como Rianxo (56,98%) y Padrón (42,14%), en A Coruña. En el municipio de Pontevedra capital la superficie quemada es del 36,95%.

EL 9 POR CIENTO DE PONTEVEDRA SE HA QUEMADO

Más del 90% de toda la superficie afectada por los incendios corresponde a las provincias del litoral, A Coruña y Pontevedra, las áreas más afectadas. En estas provincias es donde se ha quemado el porcentaje más significativo del total provincial: 9,02% en Pontevedra, y 5,38% en A Coruña. La información estadística ha sido desarrollada a partir de los perímetros de las superficies quemadas obtenidos por la investigadora del CSIC Pilar Martín, con las imágenes del satélite AQUA-MODIS.

Estos perímetros se han cruzado con información cartográfica sobre determinadas características del territorio, como los límites administrativos, la ocupación del suelo, las altitudes, etc. Los datos remiten a las superficies quemadas en Galicia a lo largo de todo el año, y no sólo a las dos primeras semanas de agosto.

DESTRUIDAS UN 3 POR CIENTO DE LAS ÁREAS PROTEGIDAS

El documento también incluye las áreas naturales protegidas más afectadas por el fuego. En conjunto, ha ardido el 3'1% de la superficie protegida. Los casos más graves se han detectado en el río Lérez, donde ha ardido el 35% de su superficie, y las Brañas de Xestoso, con algo más del 17% de su superficie quemada.

En términos absolutos, las áreas naturales más afectadas son la Sierra de los Ancares, Carnota-Monte Pindo, la Costa da Morte y la Serra do Careón, que albergan casi el 80% de todo lo quemado en espacios protegidos. Los tipos de cobertura de suelo más afectados han sido el bosque mixto, por encima de las 35.000 hectáreas, y el matorral boscoso, con algo más de 22.000 hectáreas, seguidos de los pastizales. Por su importancia social, el informe destaca las 284 hectáreas quemadas en zonas definidas como urbanas (márgenes de núcleos consolidados, infraestructuras y urbanizaciones de reciente creación).

Respecto a los rangos de pendiente, el informe señala que una parte "muy significativa" del área quemada, superior al 45%, se encuentra en zonas por encima del 20% de pendiente, lo que supone un riesgo añadido en relación con el potencial erosivo. De acuerdo con la investigadora del CSIC, "estos datos preliminares permiten tener una referencia rápida para valorar cuál es la magnitud de los incendios en Galicia. Elaborar documentos con información detallada sobre imágenes de mayor resolución llevará más tiempo, aunque ya hemos empezado a desarrollar ese trabajo".