25 de agosto de 2019
  • Sábado, 24 de Agosto
  • 28 de junio de 2008

    Rubalcaba asegura que España no va a perder ninguna garantía de inmigración para adecuarse a la Directiva europea

    MADRID, 28 Jun. (EUROPA PRESS) -

    El ministro de Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, afirmó hoy que España no perderá ninguna de sus garantías de inmigración para adecuarse a la Directiva europea "de retorno", aprobada en el Parlamento Europeo el pasado 18 de junio, ya que ésta es una directiva "de mínimos".

    "Esta es una directiva de mínimos, lo que quiere decir que a los países que no tienen ninguna directiva les obliga a tenerla y a los países que tenemos muchas garantías no nos obliga a modificarlas", aseguró Rubalcaba, quien reconoció que lo que considera una "vergüenza" es que ocho países de la Unión Europea no contaran con directivas sobre inmigración.

    En declaraciones a Cadena Ser recogidas por Europa Press, Rubalcaba recalcó el aspecto de que ningún inmigrante español perderá derechos adquiridos gracias al sistema español. "Somos el país con más garantías de Europa y a ocho países que no tenían ninguna garantía les obliga a tenerlas", aseveró.

    Rubalcaba hizo también mención al pacto de inmigración que Francia y España están tramitando, recordando que el "contrato de inmigración" no estará contenido en el pacto europeo. "Ahora estamos discutiendo con Francia el famoso contrato de inmigración que el pacto europeo no contendrá", aseguró el ministro.

    Preguntado por la prohibición de regularizaciones masivas, propuesto por Francia y principal punto de discrepancia dentro del pacto, Rubalcaba insistió en que "las regularizaciones masivas no le gustan a nadie", pero que las regularizaciones individuales, en algunos casos, "están legalizando al año a tanta gente como una regularización masiva".

    En este sentido, Rubalcaba criticó la falta de comunicación de medidas tomadas para la regularización masiva. "Si se producen restricciones, condiciones, comuniquémonoslo entre nosotros, lo que no podemos hacer es hacer trampas sin comunicarlo", reprobó. Sin embargo, Rubalcaba insistió en que Francia "ha ido cambiando de posición y renunciando a algunos postulados para acercarse a las posiciones de España".