20 de agosto de 2019
  • Lunes, 19 de Agosto
  • Domingo, 18 de Agosto
  • 13 de mayo de 2014

    La Guardia Civil desmantela una organización de aluniceros que actuaba en Badajoz y otras provincias

    La Guardia Civil desmantela una organización de aluniceros que actuaba en Badajoz y otras provincias
    GUARDIA CIVIL

    MADRID, 13 May. (EUROPA PRESS) -

       La Guardia Civil ha desarticulado, junto a los Mossos d'Esquadra de Lleida, una organización criminal que actuaba en toda España y que estaba especializada en robos con violencia e intimidación a camiones y en realizar butrones a entidades bancarias, empresas y naves mediante lanza térmica.

       En la operación se han intervenido gran cantidad de jamones, quesos y productos ibéricos que fueron sustraídos en almacenes y comercios de Zaragoza y Badajoz.

       Según ha informado la Guardia Civil, durante la operación, que finalizó el pasado 6 de mayo, se ha detenido a siete varones de origen español y dominicano de entre 22 y 45 años de edad, vecinos de Madrid y Arroyomolinos, que cuentan con antecedentes por hechos relacionados contra el patrimonio y que ya han ingresado en prisión. También han sido imputados otros nueve varones y cinco mujeres.

       Las investigaciones se iniciaron de manera independiente entre la Guardia Civil, con Unidades pertenecientes a la Policía Judicial de las Comandancias de Madrid, Toledo, Zaragoza y Ciudad Real, y los Mossos d'Esquadra de Lleida, pero tras detectar robos con violencia a camiones que transportaban mercancías y que respondían a un mismo modus operandi ambos cuerpos decidieron trabajar conjuntamente para lograr la identificación y desmantelamiento de la banda.

       Se trata de un grupo completamente organizado y liderado por un conocido alunicero asentado en Madrid, dedicado a robos con violencia a transportistas y a robos con fuerza por el procedimiento del butrón en empresas y naves industriales, donde tras inutilizar los sistemas de alarma, manipulando incluso sistemas de última generación, y mediante el empleo de lanza térmica, violentaban las cajas fuertes para hacerse con el botín.

       Para realizar los robos a transportistas empleaban furgonetas o coches de alta gama que previamente habían sustraído para transportar el botín, y que más tarde quemaban para dificultar la labor policial. Se estima que han participado en el robo de más de un centenar de vehículos de lujo.

       Así, se ha podido acreditar la implicación de la organización en un robo con violencia perpetrado en noviembre, en el que interceptaron un trailer cargado de material informático, que posteriormente se logró recuperar y en el que a punta de pistola introdujeron a su conductor en un maletero.

       Durante la operación, se han llevado a cabo nueve registros en las localidades de Madrid, Arroyomolinos, Navalcarnero y Valdemoro, donde se han intervenido gran cantidad de jamones, quesos y productos ibéricos que fueron sustraídos en almacenes y comercios de Zaragoza y Badajoz. Asimismo los agentes hallaron bebidas de primeras marcas, teléfonos móviles, material informático y electrónico, un vehículo de alta gama, la lanza térmica que utilizaban para violentar las cajas fuertes, inhibidores de frecuencia, extractores de bombines, llaves falsas, etc.

       A los detenidos se les imputan numerosos delitos de robo con violencia e intimidación, robos con fuerza, robo de más de un centenar de vehículos, falsedad documental, receptación y blanqueo de capitales, valorando en más de 8.500.000 euros los efectos sustraídos.