18 de noviembre de 2019
  • Domingo, 17 de Noviembre
  • 27 de abril de 2019

    La iglesia yazidí rechaza aceptar en su fe a los hijos de mujeres secuestradas y violadas por el Estado Islámico

    La iglesia yazidí rechaza aceptar en su fe a los hijos de mujeres secuestradas y violadas por el Estado Islámico
    REUTERS / STRINGER . - ARCHIVO

    MADRID, 27 Abr. (EUROPA PRESS) -

    El Consejo Espiritual, máximo órgano de la fe yazidí, ha explicitado este sábado su rechazo a aceptar dentro de la fe yazidí a los hijos de las mujeres secuestradas y violadas por los milicianos del Estado Islámico y contradice así afirmaciones anteriores de dirigentes religiosos yazidíes que anunciaron que se aceptaría a "todos" los supervivientes.

    "Sobre la decisión de aceptar a todas las supervivientes y sus hijos, no nos referíamos a los hijos nacidos como consecuencia de las violaciones, sino a aquellos nacidos de padres yazidíes y secuestrados durante la invasión de Sinyar por el Estado Islámico el 3 de agosto de 2014", explica el Consejo en un comunciado recogido por la televisión kurdo-iraquí Rudaw.

    El pasado miércoles el 'número dos' del Consejo, Hazim Tahsín Saadi, se refirió a "la vuelta de todos los supervivientes del Estado Islámico al considerar que todo lo que les ocurrió era ajeno a su voluntad" y su aceptación en la comunidad.

    La fe yazidí rechaza el matrimonio entre yazidíes y no yazidíes y tampoco acepta la conversión, por lo que las declaraciones de Saadi parecíanm incluir una excepción para los hijos de las secuestradas.

    Sin embargo, un sector de la fe yazidí expresó su oposición a la medida, incluidos los partidos políticos yazidíes, y recordaron que la legislación iraquí expresa claramente que el hijo de un musulmán será considerado musulmán.

    Sin embargo, desde la organización de derechos humanos yazidí Yazda han alertado de las "consecuencias catastróficas" de esta exclusión. "Los niños son niños y jamás deberían ser tratados como criminales, sean quienes sean sus padres biológicos", ha apuntado un portavoz del grupo, Murad Ismael.

    Miles de hombres, mujeres y ancianos yazidíes fueron masacrados por llos yihadistas y enterrados en fosas comunes en 2014. Las supervivientes y sus hijos fueron secuestrados y vendidos como esclavos y durante años ellas fueron violadas por combatientes del Estado Islámico.

    De los 6.417 yazidíes que se estima que fueron secuestrados, aún se desconoce el paradero de 2.992, según la Oficina de Asuntos Yazidíes del gobierno de la región del Kurdistán iraquí.

    Para leer más